13/3/15

Los procesos de descomposición política

Los procesos de descomposición política cursan, normalmente, con un cortejo abundante de indignidades, o, más exactamente, de ruindades. El desafecto hacia la política no es una moda banal, ni una tendencia social generalizada y coyuntural, ni una consigna de tal o cual medio de comunicación. Es un estado de opinión del que son responsables los actores de la vida pública que cuando se ven atenazados por el temor exponen y expresan lo peor de sí mismos y los recursos más viles de la política. Todos estos políticos mediocres olvidan una de las reflexiones más célebres del escultor Eduardo Chillida, quien en su momento escribió: “Un hombre tiene que tener siempre el nivel de dignidad por encima del nivel del miedo”.

No hay comentarios: