2/1/13

La libertad no es una enfermedad, ni una locura, ni una utopía...

¿Cuanta gente se empeña en esta Diputación que construyamos jaulas donde estar ¡a gusto!? o ¿Son ellos/ellas quienes están "a gusto" cuando otros se meten en la jaula?
Propósito de año nuevo: ¡Pues conmigo que no cuenten!

2 comentarios:

puntalanza dijo...

Juan esa es precisamente nuestra "enfermedad", llevamos tanto tiempo haciendo las cosas de esta manera y lo tenemos tan asumido que lo correcto nos parece enfermizo.

Ya te echábamos de menos, a ver como se portan los reyes.

MLuisa dijo...

Mi padre siempre me enseñó..." que hacer las cosas bien era más facil que hacerlas mal" ".- ¡y cuesta menos trabajo" me decía!".
A aquellos que hacen las cosas mal y quieren que otros comulgen con ruedas de molino, decirles que la libertad, aunque sea para equivocarme, es lo que que quiero y pido, LIBERTAD pero no impuesta por aquellos que se creen en posesión de la verdad, de su verdad, dentro de una jaula que no tiene ventanas ni puertas al exterior, como es la casa rosa.